¿Cómo lidiar con la incertidumbre?

Autora: Gloria de León

¡Jugando con la alta complejidad para evitar enfrentar fenómenos sorpresivos, anomalías que aparecen y no encajan con nuestras estrategias!.

En la medida que podemos predecir, reconocer señales estaremos listos para responder asertivamente y con rapidez. Si estás en un entorno en el que los mercados financieros te puede impactar combinado con patrones organizacionales complicados.

La “conducta colectiva”, en la que los empleados siguen las acciones de los demás, rige a los mercados creando tendencias de todo tipo. Esta “conducta” debiera ser racional para no alejarse de los objetivos estratégicos, a menos que tenga un motivo. Desafortunadamente en un entorno impredecible y cambiante, las emociones guían la conducta colectiva y las personas dejan de razonar, este liderazgo impacta.

Se puede “jugar” para predecir el futuro si se construyen hipótesis sobre lo que pudiera ocurrir y construir un modelo – consciente o intuitivo – para probar esa proyección. Construir todos los futuros o resultados probables habilita a las personas a visualizar consecuencias múltiples y atender posibilidades no previstas, es posible construir consecuencias asimétricas (futuros positivos o negativos).

Los equipos que se dan el tiempo para reflexionar pueden obtener datos que les ayuden a tomar mejores decisiones.

La gente tiende a pasar por alto los hechos que están en desacuerdo con lo que ella opina, este error le lleva a tomar malas decisiones, creando una “disonancia cognitiva”. Esta disonancia provoca que la gente se aferre a un único punto de vista o a ser incongruente por temor a equivocarse.

La disonancia cognitiva puede provocar CEGUERA y la mejor forma de mejorarla es a través de una gestión del cambio oportuna.